Diagnóstico y prevención de la embolia pulmonar

Embolia pulmonar

Diagnóstico y prevención de la embolia pulmonar

16.01.2019

El diagnóstico y la prevención en la embolia pulmonar (EP) es de vital importancia; ya que puede ser potencialmente mortal, especialmente si un coágulo es grande o si hay muchos coágulos. Esta patología es causada por émbolos que se originan a partir de trombos venosos que se dirigen hacia las arterias pulmonares y las ocluyen.

La EP aguda se asocia con disfunción del ventrículo derecho (VD), que puede generar arritmia, colapso hemodinámico y shock. Los sobrevivientes a la EP pueden presentar el síndrome post EP que se caracteriza por restos trombóticos crónicos en las arterias pulmonares, disfunción persistente del VD, disminución de la calidad de vida y/o limitaciones funcionales crónicas.

Recientes estudios de fase III muestran que existen mejoras en el diagnóstico y tratamiento de la EP aguda. Una de estas mejoras son los anticoagulantes orales directos para el tratamiento de la tromboembolia venosa. Se requieren nuevos métodos y opciones terapéuticas para pronosticar las complicaciones alejadas y definir los parámetros para el tratamiento anticoagulante óptimo en cada paciente y saber más sobre el síndrome post EP.

Existen diversos factores para determinar un tratamiento.  La embolia pulmonar se considera compleja de diagnosticar. Se requiere tomar en cuenta su historial médico, incluyendo preguntas sobre sus síntomas y factores de riesgo de embolia pulmonar, así como un examen físico, medicamentos y procedimientos médicos de acuerdo con la necesidad del paciente.

La prevención de la formación de nuevos coágulos de sangre puede evitar la embolia pulmonar. Un ejemplo son los chequeos regulares y cambio en el estilo de vida del paciente.

 

Referencia: https://www.intramed.net/contenidover.asp?contenidoID=93099