Buenas prácticas para el uso de básculas en el laboratorio

Laboratorio

Buenas prácticas para el uso de básculas en el laboratorio

23.01.2019

Las buenas prácticas para el uso de básculas en el laboratorio son fundamentales. Se requiere de varios elementos que contribuyan a su buen funcionamiento. Es importante señalar que un pequeño y simple fallo en su operación puede ser muy grave.

Los errores en estos aparatos pueden significar alteraciones graves en la operación. Por ejemplo; si existe un fallo en las muestras de los pacientes, estas pueden quedar arruinadas. O bien se puede alterar el resultado de estudios en un centro de investigación.

Las básculas tienen un rol operativo sencillo pero un error en este aparato es importante. Los errores pueden llegar a ser imperceptibles, pero de igual manera afecta el resultado final. Es por ello por lo que las medidas de seguridad y buenas prácticas son primordiales en la operación de cada uno de los aparatos en los laboratorios.

Se sugiere tomar en cuenta las siguientes medidas para su correcta operación:

  • Limpieza. Depende del material es la limpieza adecuada a considerar. Por ejemplo, si el recipiente de la báscula es de vidrio o acero inoxidable, puede lavarse de forma regular. La mayoría de los limpiadores no – corrosivo es bueno para la base principal. Se recomienda evitar utilizar soluciones en spray, debido a que las partículas podrían entrar en el sistema de pesas y alterarlo.
  • Ubicación adecuada. Se sugiere que todas las básculas se ubiquen en lugares lejos de corrientes de aire. Si se trata de mesas de medición, no pueden estar fijas al suelo o las paredes.
  • Mantener la temperatura. La temperatura debe de estar a nivel ambiente y constante. Ya que el cambio puede afectar cualquier báscula. Una variación de 1.5 grados en el laboratorio puede afectar la precisión de las balanzas analíticas. Se debe tener especial cuidado de no afectar la temperatura de los recipientes que se coloquen. Incluso las muestras deberían compartir la temperatura promedio para no afectar la medición.
  • Reduce el movimiento. El transportar las básculas de un lugar a otro puede afectar su calibración. Si se requiere trasladar la báscula contemple que se encuentre apagada, la forma de manipulación del aparato y asegurar su integridad.

 

Referencia: https://saludiario.com/4-elementos-indispensables-para-un-laboratorio-en-una-politica-de-buenas-practicas-para-basculas/4/